Andros, una isla Cíclada

Andros, una isla Ciclada

Andros es la isla más septentrional del conjunto de las Cícladas, dispersas entre las olas de color turquesa que caracterizan al mar Egeo. Se encuentra al sur de la famosa y extensa isla de Eubea, que pertenece al grupo del Egeo Norte y es la más grande de todas las que habitan estas aguas.

Andros es un destino de profusa vegetación, incluso más abundante que la presente en sus verdes vecinas, y congrega a menos turismo que ellas. Esto es una gran ventaja para quienes quieran disfrutar de una estadía tranquila y con la posibilidad de pasearse cómodamente entre las callejuelas sembradas de bares y tabernas que conforman los pueblos principales de la isla.

Uno de ellos, el más destacable, es la capital, Andros. La antigua muralla del castillo veneciano y el museo arqueológico son dos sitios perfectos para familiarizarse con el remoto pasado de la región, y para obtener encantadoras vistas de los alrededores, ya que las fortalezas se construían siempre en lo alto del terreno.

Las iglesias de la Santísima Virgen de Palatiani y la de Odiyitria son otras visitas tradicionales de gran belleza. Los pueblos de Lamira, Strapuries e Ipsila se caracterizan por se hogar de magníficos jardines. Están ubicados al sur, y si se continúa el camino en esa dirección, se llega al pueblo de Menitses, probablemente el más pintoresco de todos.

Los monasterios medievales de la Inmaculada y de San Nicolás son también testigos de la historia de Andros. El pueblo de Apikia es famoso por las fuentes milagrosas, a las que se atribuye un sinnúmero de curaciones.

Podríamos continuar enumerando monumentos antiguos y sumamente interesantes durante horas, pero lo más recomendable es viajar a la aventura por esta fantástica isla y recorrer, ir descubriendo a cada paso las maravillas que esconde, que son en verdad infinitas.

Foto Vía: Greece Travel Tours

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Andros


Deja tu comentario