Monte Ziria, solo para exploradores

Monte Ziria

Monte Ziria o Cilene, al sur de Corinto, en el Peloponeso, es un entorno natural de impresionante belleza que nos invita a explorarlo de distintas maneras. Extendido a lo largo de los municipios de Feneos, Evrostini, Xylokastro, Sicyonion y Estinfalo, es el hogar de una extraordinaria biodiversidad animal y vegetal, matizada con la frescura de sus lagos y ríos, y ofrece una magnífica vista del Monte Olimpo.

Es una de las pocas cadenas cuyos picos alcanzan más de 2000 metros de altura, entre los cuales se extiende una gran meseta, con dos lagos, el Kefalogianni al este y el Dasiou al oeste, y otros lagos pequeños producto del escurrimiento de aguas subterráneas. Así se formó también el hermoso valle de Flampouritsa, lleno de arroyos y aguas que brotan, desaparecen en la escorrentía subterránea y finalmente dan origen al río Sytha.

Lugar mítico relacionado con la vida de Hermes o Mercurio, de quien se dice que nació en una cueva que se halla en el lado oeste de Flampouritsa, que hoy lleva su nombre, de 1200 metros cuadrados y 8 grandes salas con estalactitas y estalagmitas de bellos colores, con la rara decoración de una especie de estalactita que impresiona por su blancura.  Esta región se ha incluido en Natura 2000 como áreas de especial interés que necesitan protección.

Alrededor de los montes Ziria se extienden pintorescos pueblos con muchos atractivos gastronómicos y culturales, pequeños hoteles rurales y tabernas y cafès tradicionales.  De estos, Trikala es el que tiene mayor desarrollo turístico. Al oeste está Goura, con sus casas viejas en callejuelas pintorescas y un gran Centro de Salud; desde aquí se pueden realizar muchas excursiones.

Un poco más al norte, se encuentra el  Museo de Folklore feneo y la iglesia de piedra de San Spiridon, el lago artificial de La Gloria y las ruinas de la antigua Feneos, donde se encontraba el principal centro de culto de Mercurio y las fiestas en su honor se llamaban Hermoea; también se puede ver el monasterio excavado en la roca de la Virgen de las Rocas. Al este hay varios pueblos, el más importante es Kaliana, que alberga las ruinas de la antigua Stymfalia.
y caminar junto al lago.

A los entusiastas de la aventura les informamos  hay una variedad de rutas preparadas para las 4×4 , que también se pueden recorrer con motos de nieve en el invierno, y que hay personal capacitado que los guiará y ayudará en esta difícil misión; aunque también hay otras para vehículos convencionales.

Foto: vía Flickr

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Grecia


Deja tu comentario