El Palacio de Knossos: el ala este

Palacio de Knossos, Creta

El Palacio de Knosos, en Creta, sorprende por su complejidad y alto valor cultural e histórico. El Patio Central, divide al edificio en dos alas. El ala este alberga las estancias privadas, la zona más laberíntica y rica de la construcción.

Desde el Patio Central se tiene acceso al ala oriental, en donde se observan cuatro niveles y el comienzo de un quinto piso no concluido. Una escalera principal conduce a las estancias privadas, aunque otro considerable número de pequeñas escalinatas desembocan en distintas zonas de la edificación. El acceso principal tiene un pasillo o mirador, en el que se encuentra el friso de los escudos en ocho, uno de los frescos más magníficos del palacio. Conocidos por las menciones que de ellos se hacen en la Ilíada, se han recuperado pequeñas piezas de materiales como el marfil, que pudieron llegar a nuestros días.

Desde allí se llega a las habitaciones del palacio, dependientes unas de otras, unidas por escaleras y pasillos a los cuales la pericia arquitectónica de la época aseguró una luminosidad sorprendente.

Knosos, Megaron de la reina, fresco

La Sala de las Dobles Hachas y el Mégaron de la reina están unidos por un pasillo en forma de L, lo que ha hecho suponer a los estudiosos que la primera de las salas constituía además los aposentos del rey. La reina y las mujeres de la corte contaban con la exclusividad del Mégaron de la reina, en el que un jardín se brindaba a momentos de distensión. Remodelada y redecorada en sucesivas ocasiones, esta sala exhibe un enlosado del suelo construido en tres épocas. El fresco de los delfines es de las más destacables piezas que subsiste en el palacio. De un azul profundo y conmovedor, las criaturas allí representadas parecen dotar de una vida sobrecogedora al salón.

Foto palacio: www.explore-crete.com

Foto delfines: www.sacred-destinations.com

Imprimir

Etiquetas: ,

Categorias: Creta


Deja tu comentario